Publicidad
SUSCRÍBETE

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Llueven críticas al príncipe William por llevar a su hijo George de cacería

Aunque se trata de una tradición familiar, la organización PETA desaprobó que el príncipe William inculque esta práctica a su heredero
jueves 03 septiembre 2020
Príncipe George y el príncipe William
El príncipe George y el príncipe William comparten el mismo gusto por el futbol.

El príncipe William y Kate Middleton se han caracterizado por seguir al pie de la letra las tradiciones y protocolos de la familia real, sin embargo, hay una que los convirtió en blanco de críticas: William llevó a su hijo, el príncipe George, de cacería de urogallos.

PETA, que trabaja por los derechos de los animales, criticó la acción del príncipe. La organización argumentó que este tipo de actividades podría causar daño a la psique del niño de siete años e insensibilizarlo ante el sufrimiento de los seres vivos: “Muy pocas personas en estos días ven la caza como un “deporte”, es una acción violenta que hiere y mata a aves hermosas”, dijo Mimi Bekhechi, directora de PETA al diario británico Daily Mail.

Publicidad

“Que un niño se vea obligado a presenciar una matanza hecha por su papá, al que admira, es potencialmente tan dañino para su psique como para la vida misma del pájaro”, añadió.

Kate Middleton y el príncipe William
Kate Middleton y el príncipe William de cacería en Escocia, en 2007.

“Puede insensibilizar a los niños ante el sufrimiento de los animales, lo cual es motivo de preocupación dado el vínculo establecido entre la crueldad hacia los animales en la infancia y el comportamiento antisocial en la edad adulta; podría provocarle pesadillas a George”.

Para ayudarlo a convertirse en un líder responsable y compasivo, sus papás deben enseñarle a respetar a todos los seres vivos

Tanto William como su hermano Harry comenzaron a cazar y disparar rifles desde que eran chiquitos. Según el diario, el duque de Sussex estaba tan emocionado con este deporte cuando era niño que, incluso, la princesa Diana lo apodó en tono de broma "El gales asesino”. No obstante, desde que se casó con Meghan Markle, Harry ha disminuido significativamente su afición por la cacería; el último evento en el que participó fue el rodaje anual de faisán en el Boxing Day, celebrado en Sandringham hace dos años.

#YoMeQuedoEnCasa: Descarga gratis la revista digital de agosto (da clic en la imagen)

Publicidad

Ahora que Harry ya no es un royal de primer rango y se mudó a Santa Bárbara es posible que se olvide para siempre de este deporte, sobre todo porque Meghan lo considera reprobable; se dice que, incluso, en algún momento le prohibió practicarlo, pues ella ha luchado por los derechos de los animales desde hace varios años.

Príncipe Harry
Príncipe Harry, 1995.

Esta no es la primera vez que el príncipe George, tercero en la línea de sucesión al trono, asiste a un día de cacería, anteriormente ya había sido testigo de esta práctica. Las tradiciones reales indican que por su papel como futuro rey de Inglaterra, el niño deberá ser educado en los deportes campestres.

Publicidad
Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad
Publicidad