Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Modelo rusa exesposa del rey de Malasia amenaza con hacer dolorosas revelaciones

Oksana Voevodina comaprtió un inquietante mensaje a través de su cuenta de Instagram.
jueves 05 septiembre 2019
Mohamed V y  Oksana Voevodina
Mohamed V y Oksana Voevodina

Después de un fugaz, pero intenso romance, la modelo rusa Oksana Voevodina, se casó con el rey de Malasia Mohamed V, el enlace se celebró en noviembre pasado y el sultán incluso renunció a su trono por amor, sin embargo, apenas siete meses después el idilio llegó a su fin, no sin antes dejar un descendiente de dicho matrimonio.

Oksana ha causado revuelo en las últimas horas luego de que a través de su cuenta de Instagram emitiera un mensaje que muchos han calificado como amenazante, pues en él asegura que de revelar algunos detalles sobre su breve matrimonio podría hacer daño a algunas personas, lo que de inmediato ha levantado rumores sobre lo que pudo haber ocurrido en su vida con Mohamed V.

Publicidad

“Sé que todo el mundo quiere saber qué es lo que realmente nos pasó. Antes no estaba preparada para revelar mi historia. Tal vez si cuento la verdad me sentiré mejor... pero no quiero hacer daño a nadie, será doloroso”, escribió la modelo, acompañando el texto de una imagen en la que aparece junto a su exmarido.

Rihana Oksana utiliza su cuenta oficial de Instagram, donde suma más de medio millón de seguidores, para compartir fotos con Mohamed V o de su hijo, además de revelar algunas intimidades.

Horas más tarde, RIhana Oksana compartió una imagen de su embarazo en la que revela que padeció una fuerte depresión durante su gestación y que empezó a experimentar sentimientos de tristeza y nostalgia desde el segundo mes de embarazo. La siguiente imagen en su perfil es una de una cena compartida con su exmarido en la que agrega parte de la historia de sus primeros encuentros con la cultura islamica.

"Desde la primera vez que vi a mi esposo, no sé por qué, pero supe que sería el padre de mis hijos en el futuro. Pero en aquel entonces, rápidamente deseché ese sentimiento porque era demasiado temprano.

Antes de que mi esposo regresara a Malasia, le pregunté si estaba casado o tenía un hijo; me dijo que se había divorciado en 2015 porque su ex esposa de la República Checa le había mentido que no tenía vínculos matrimoniales y, según los documentos, no estaba divorciado en ese momento.

Mi esposo compartió que lo usó por dinero en lugar de tratar de ganarse la vida. Mi esposo me dijo que nunca tuvo hijos y que ese era el sueño más grande de su vida.

Cuando llegamos a Malasia, mi esposo se paró frente a mí con un traje que nunca había visto en el malayo tradicional, le pregunté por qué estaba vestido de manera tan extraña, de repente presentó una oración para rezar y luego rezó. Esa fue la primera vez que vi a musulmanes rezando. Después de que mi esposo terminó de orar, un día me dijo que me enseñaría todo sobre el Islam. Continuará", compartió.

Oskana es aficionada a compartir algunos detalles de su vida en esta plataforma cómo conoció a su ahora exmarido, la evolución de su hijo León, de tres meses, quien nació en mayo, apenas seis meses después de la boda, o detalles sobre su propia infancia y adolescencia.

Antes del documento expedido por la Corte Sharia de Singapur que confirmaba en julio el divorcio entre la pareja, Rihana Oksana también se pronunció en Instagram sobre su separación. "Permanecer en silencio sería aceptar falsedades […] Sigo dispuesta a defender el honor de mi familia", escribió entonces.

Publicidad

La ahora ex pareja se conoció en 2017 en Europa, cuando coincidieron en un evento en el que ella estaba promocionando relojes. Además de su pasado como miss y de una polémica participación en un reality show de una televisión rusa en el que mantuvo relaciones sexuales con otro joven, principal motivo por el que el rey se vio obligado a abdicar en enero de este año, poco más se conoce de la modelo.

Es hija de un cirujano ortopédico ruso y de una reina de la belleza de los años noventa de ese país, y se licenció en Empresariales en una universidad de Moscú. La joven se convirtió al islam y tras su boda pasó a llamarse Rihana Oksana Gorbatenko, otro de sus cambios, borró todas sus cuentas en las redes sociales eliminando de este modo cualquier rastro de vida anterior al matrimonio.

Publicidad
Publicidad