Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Constanza, el gran amor de Edith González

La joven de 14 años de edad siempre fue el gran motor para la actriz desde que le diagnosticaron cáncer de ovario.
Constanza, la hija de Edith González, fue su gran amor y su gran compañera de vida
Edith González y Constanza

Edith González recibió en 2004 el mejor regalo que le pudo dar la vida. La actriz se convirtió en madre de una niña a la que llamó Constanza y que se convirtió en su inseparable compañera de vida.

Tuvieron que pasar cerca de cuatro años para que se revelara el apellido de la pequeña, pero al final se confirmó que su padre era el político mexicano Santiago Creel.

Publicidad

Las primeras fotos de la bebé fueron publicadas por la actriz, quien participó junto a su hija en esta campaña de una marca de productos infantiles.

EDITH-GONZALEZ-CONSTANZA-CREEL1.3JPG.jpg
Edith González y su hija Constanza, la niña de sus ojos.

En varias entrevista, González declaró que, a través de los ojos de su hija, había redescubierto el mundo y que pese a que había crecido, ella siempre la veía como una niña, lo que era un hecho es que desde muy pequeña Constanza conquistaba a todos con su inocente mirada, pues desde muy pequeña siempre acompañó a su mamá a todos los eventos.

Además, Edith siempre se preocupó porque su hija estuviera relacionada con el arte, pues toma clases de danza área y ballet, disciplinas que la joven de 14 años de edad desarrolla con excelencia.

EDITH-GONZALEZ-CONSTANZA-CREEL3.JPG
Constanza Creel en la boda de su mamá con Lorenzo Lazo. Con esta unión al fin Edith le pudo dar la familia que tanto deseó para la pequeña.

Conforme la niña crecía y se convertía en una jovencita, era muy evidente que Constanza heredó la belleza de su famosa madre. En varias ocasiones Edith la describió como "una niña buena, tierna y con un gran corazón".

La hermosa familia que formó Edith González junto a su esposo Lorenzo Lazo siempre fue una de sus principales motivaciones para superar su enfermedad.

EDITH-GONZALEZ-CONSTANZA-CREEL1.JPG.png
En una de las muchas entrevistas que concedió a Quién, la familia Lazo-Gonzláez en su residencia.

La actriz de 54 años contó con el apoyo de sus seres queridos para superar este amargo trago y seguir adelante. Sin embargo, hubo una personita muy especial que fungió como la compañera inseparable de Edith: su pequeña Constanza, quien siempre fue su gran apoyo desde que le diagnosticaron la enfermedad.

“Un reconocimiento muy grande para mi pequeñita, para Constanza. Ha sido una niña que cuando se le dijo que tenía cáncer, la niña durante tres semanas se durmió a los pies de mi cama y no abandonó a su mamá. Es la cereza del pastel de mi vida”, dijo la actriz en entrevista para Don Francisco el pasado 4 de junio.

EDITH-GONZALEZ-CONSTANZA-CREEL2.JPG
Edith González siempre fue una mamá pendiente de Constanza, la llevaba a la escuela o al doctor y dejaba todo por ella.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad

Visita Nuestras Galerías

Publicidad