Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Dignos de una princesa: los increíbles regalos que recibió Ingrid de Noruega

La princesa festejó por todo lo alto su cumpleaños número 18 con una gala en el Palacio Real de Oslo. ¿Qué le regalaron sus invitados?
NORWAY-ROYALS-BIRTHDAY
Ingrid Alexandra dio un discurso durante la gala por su cumpleaños número 18.

Una ocasión de la talla del cumpleaños de una princesa heredera no es cualquier cosa. Por ello, los invitados a la gala de Ingrid Alexandra de Noruega estuvieron a la altura con espectaculares regalos para la festejada.

Publicidad

Ingrid, segunda en la línea de sucesión al trono de Noruega detrás de su padre, el príncipe Haakon, podrá presumir desde ahora su primera condecoración extranjera, la de la Orden del Elefante, regalo que le ofrecieron los príncipes herederos de Dinamarca, Federico -padrino de bautizo de Ingrid- y Mary, en nombre de la reina Margarita, que tiene en gran concepto a Ingrid Alexandra.

Se trata de la orden de caballeros de mayor nobleza en Dinamarca y existe desde el siglo 15. Se representa con un pequeño elefante de concreto pintado a mano que va estampado con el monograma de la reina Margarita.

Tiene una interesante particularidad: cuando el caballero de la orden muere, debe devolverse a la Corona danesa, quien reutilizará el elefante para el siguiente caballero. Por ello, es de suponerse que el que hoy posee Ingrid ha pertenecido antes a algún otro personaje importante.

Ahora, cada vez que la princesa participe en un acto relacionado con Dinamarca, deberá llevarla.

NORWAY-ROYALS-BIRTHDAY
La princesa Elisabeth de Bélgica, también heredera al trono, le regaló unos aretes de diamantes.

Los demás representantes de las casas reales europeas no se quedaron atrás: Felipe VI, padrino de bautizo de la princesa, le dio una pintura; la princesa Elisabeth de Bélgica, unos aretes de diamantes; los reyes de Holanda, unas arracadas de oro y diamantes.

NORWAY-ROYALS-BIRTHDAY
Máxima y Guillermo de Holanda en su entrada al banquete en el Palacio Real de Oslo.

 

Sus abuelos, los reyes Harald y Sonia de Noruega, también la dieron dos regalo de impacto: el rey, un brazalete de diamantes que perteneció a su hermana, la princesa Ragnhild, y la reina, el anillo que sus padres le regalaron el día de su confirmación en 1953. Ingrid no puedo esperar más para estrenarlos y los usó el día de la gala.

NORWAY-ROYALS-BIRTHDAY
Ingrid estrenó en la gala su brazalete y anillo de diamantes, regalos de sus abuelos.

Su abuela materna y madrina, Marit Tjessem, también le dio algo muy especial, una bunad, un vestido tradicional noruego que varía dependiendo de la región en la que se haya nacido.

 
Publicidad
Publicidad