Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Comienza la redacción de cargos para destituir a Donald Trump

La mañana del 5 de diciembre, Nancy Pelosi solicitó formalmente a los legisladores el siguiente paso en este proceso.
jueves 05 diciembre 2019
Nueva nieta de Donald Trump 1.jpg
Donald Trump

Abuso de poder para su beneficio personal a costa de la seguridad nacional, es parte de lo que los demócratas están acusando al mandatario estadounidense Donald Trump , encabezados por Nancy Pelosi , presidenta de la Cámara de Representante de Estados Unidos.

"Nuestra democracia está en juego. El presidente no nos deja otra opción", dijo Pelosi en una intervención desde el Congreso en la que remarcó que "las acciones del presidente han violado gravemente la Constitución" y aseguró que toma la decisión con "tristeza y humildad".

Publicidad

El pasado miércoles 4 de diciembre, el Comité Judicial de la Cámara Baja comenzó la segunda fase de la investigación para un juicio político, después de dos semanas de audiencias públicas dirigidas por el Comité de Inteligencia de la Cámara, encargado de hallar pruebas en el comportamiento de Trump para iniciar un juicio político contra él, ahora es el turno del Comité Judicial, para definir si esas ofensas son suficientes o no para continuar con el proceso.

Cuando concluya la redacción de los cargos, se espera que antes que finalice el año se someta a votación en el pleno de la Cámara de Representantes, donde se espera que salga adelante sin problemas dada la confortable mayoría de los demócratas en la cámara de 235 frente a 199. Mientras que en el Senado los republicanos cuentan con una ligera mayoría de 53 escaños frente a 47 de los demócratas.

Publicidad

Sin embargo, las leyes exigen para que un proceso de destitución salga adelante que se dé el respaldo de dos tercios de la Cámara Alta, por lo que sería necesario el voto a favor de la destitución de Trump de una veintena de senadores republicanos, algo altamente improbable.

El actual presidente republicano se convierte así en el cuarto inquilino de la Casa Blanca que encara un juicio político, del que salieron airosos en su momento Andrew Johnson (1865-1869) y Bill Clinton (1993-2001), y que forzó a renunciar a Richard Nixon (1969-1974) antes de que se produjera.

Publicidad
Publicidad
Publicidad