Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Meghan markle
Publicidad

Nuestras Historias

  • 4_the_ned.jpg
  • Harry Potter
  • La que fuera la casa de Michael Jackson ahora está disponible para quien desee adquirirla. Sin embargo, no cualquiera podrá hacerse de ella.
  • square.jpg

Meghan Markle y el príncipe Harry se van de babymoon

De la misma manera que los duques de Cambridge, Meghan y Harry se tomaron sus últimas vacaciones antes de que nazca el bebé.
Prince Harry & Meghan Markle babymoon at a Hampshire hotel
La habitación más barata cuesta 300 libras la noche y la más cara 10,000.

Cada vez se encuentra más cerca el nacimiento del royal baby y con ello las nuevas y demandantes tareas que desempeñarán Meghan y Harry en su nuevo rol de papás, tal y como le sucede a cualquier padre primerizo. Conscientes del cambio que viene en sus vidas, la pareja hizo un viaje previo, uniéndose así a la famosa moda del Babymoon.
De la misma forma que lo hicieron Kate Middleton y el príncipe William , los duques de Sussex se tomaron tres días de vacaciones en el hotel Heckfield en Hook, Hampshire, una antigua mansión giorgiana.

Prince Harry & Meghan Markle babymoon at a Hampshire hotel
El hermoso hotel Heckfield en Hook, Hampshire. Una mansión del siglo XVIII que ha hospedado a celebridades como Liv Tyler, Cara y Poppy Delevingne o a la princesa Eugenia.
Publicidad

Este hotel cinco estrellas se cuentra cerca de Windsor y según el diario británico Daily Mail los futuros padres se hospedaron en la suite más lujosa, cuyo precio estimado es de 10 mil libra la noche. No obstante, los futuros padres prefirieron mantenerse en un ambiente totalmente íntimo, por ello, en lugar de disfrutar de los restaurantes que se encuentran ahí, cenaron en su habitación.
No obstante, es posible que Meghan sí haya usado las instalaciones del centro fitness del establecimiento, ya que, como sabemos, practica Yoga desde hace mucho tiempo y esta actividad le viene bien ahora que se encuentra en la recta final de su embarazo.
“A Meghan solo le faltan dos semanas para dar a luz, así que Harry quería consentirla”, indicó un amigo de los futuros padres al diario The Sun.

Los duques de Cambridge disfrutaron de una experiencia como esta en 2013. Cuando esperaban al príncipe George, Kate y William se fueron de vacaciones a la isla de Mustique. La segunda vez que se convirtieron en padres decidieron pasar algunos días en el castillo de Balmoral junto a Pipa Middleton, quien el año pasado hizo vivió su propio babymoon y se escapó con su esposo a un hotel de lujo de Porto Ecole, en la Toscana italiana.

Mientras ellos disfrutan de sus últimas vacaciones sin hijos, las casas de apuestas siguen tratando de descifrar el sexo y nombre del royal baby. Según sus predicciones será una niña y muy probablemente se llamará "Elizabeth" como la reina.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad

Visita Nuestras Galerías

Publicidad