Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Raffaella Freyre, la pintora mexicana que vende por Instagram

Conversamos con la pintora mexicana Raffaella Freyre sobre su proceso creativo como pintora realista y como Instagram es su conexión con posibles clientes.
miércoles 17 febrero 2021
fotopersonal2.jpeg
Raffaella Freyre, pintora mexicana.

Desde su taller en Barcelona, la pintora mexicana Raffaella Freyre atiende esta entrevista. Tras de ella, en el espacio que la cámara de su computadora nos deja ver, apreciamos algunos de sus trabajos de arte realista que evocan trazos de los grandes maestros del siglo XIX pero traídos a escenas contemporáneas. Algunas de sus obras se han vendido por Instagram.

La artista de 36 años de edad, relata que algunos clientes han llegado a ella por ese medio, personas que miran su cuenta en esta red social y le escriben interesados en comprar sus piezas. Entonces ella, los invita a su estudio para conocerlos. “Mis cuadros son como mis hijos. Son mis hijos. Me encanta buscarles un buen hogar”.

Publicidad

El trabajo de Raffaella está cimentado en las técnicas del arte figurativa y realista. Sus cuadros resguardan en composición, dramatismo y ejecución el espíritu artístico del siglo XIX pero relatan historias del XXI como aquel retrato de una mujer que descansa sobre un sillón en lo que parece una librería doméstica y, mientras fuma un cigarrillo, se descalza. Una obra que obtuvo un premio del jurado en el Concurso Internacional Art Olympia 2017.

“Si tengo algún pensamiento o un sentimiento y lo tengo por suficiente tiempo, primero es identificar ¿qué es lo que estoy sintiendo? ¿qué es lo que me está molestando? y luego cómo puedo yo representarlo”, dice sobre su proceso creativo. Después pasa a la etapa de boceto y de investigación de cómo ese mismo tema ha sido representado por diferentes artistas.

Rafaella trabaja con modelos o a partir de fotografías pero también con ella como modelo, para lo cual introduce espejos a la ecuación. “Aunque use a otros modelos, yo siempre estoy representado cosas mías. Cuando soy yo todavía lo hace un poco más personal. Es buenísimo porque la modelo nunca llega tarde, siempre que el pintor está listo, ella lo está”, bromea.

“Desde pequeña siempre estaba con pinceles, pinturas. Mi padre era caricaturista (Rafael "La Ranita" Freyre) y tenía su taller en casa. Me pusieron un caballete pequeño ahí”, recuerda de sus orígenes. Tomó clases de pintura con Demetrio Llordén, de los 15 a los 18 no pintó, pues decidió vivir su adolescencia.

Publicidad

Sin embargo, cuando tomó la decisión de estudiar profesionalmente pintura, no encontró en México un programa que empató con sus inquietudes. De tal manera que estudió comunicación en la Universidad Iberoamericana, se graduó y comenzó a ejercer hasta que descubrió The Florence Academy of Art donde realizó sus estudios. “Tal vez a esa edad no sabía qué tipo de artista quería ser, pero sí el tipo de entrenamiento que quería”.

Ahí encontró una formación en el terreno de la pintura realista, mientra que el arte contemporáneo está mucho más inclinada a la abstracción o a la exploración de nuevas formas como el performance o la instalación. “Yo siempre he pensado: haz lo que quieras con tu arte, pero debes tener los fundamentos, saber dibujar, pintar, y luego exploramos”; el clásico conocer las reglas para después romperlas.

Recientemente, Raffaella expuso junto a otra veintena de artistas latinoamericanos -entre ellos el célebre colombiano Fernando Botero- en la muestra The Human Dimension In Latin American Art, del MIFA Gallery, Miami.

Publicidad
Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad
Publicidad