Alberto de Mónaco prohibirá los selfie sticks en Mónaco

Alberto de Mónaco no quiere que la paz de su principado se vea perturbada por la horrible moda de los selfie stick.
Alberto de Mónaco no quiere que la paz de su principado se vea perturbada por la horrible moda de los selfie stick.
 Alberto de Mónaco no quiere que la paz de su principado se vea perturbada por la horrible moda de los selfie stick.

El príncipe Alberto de Mónaco se ha embarcado en una cruzada personal para proteger su querido principado de una moda tan “aberrante” desde su punto de vista como la de los selfie stick, que no quiere que disturben “la paz y la seguridad” de sus súbditos.

Nuestro país es una especie de refugio, un lugar donde reinan la paz y la seguridad, donde podemos disfrutar todavía de una verdadera calidad de vida. ¿De verdad tenemos necesidad de grabarnos en todo momento y en cualquier situación? Es una aberración, [los palos selfie] van a ser prohibidos en los museos de Mónaco y durante las visitas al palacio”, afirmó Alberto en una entrevista a la revista Point de Vue.

Notas relacionadas:


Alberto y Charlene de Mónaco.
 Alberto y Charlene de Mónaco.  (Foto: Getty Images)

El mejor apoyo del príncipe en este tipo de luchas personales es siempre su esposa, la princesa Charlene, con quien insiste en que mantiene una relación ideal a pesar de los rumores que apuntan que la pareja ni siquiera convive ya bajo el mismo techo.

El hecho de contar con la comprensión de mi mujer es un apoyo formidable. Aunque no tengamos forzosamente los mismos gustos en todos los campos, coincidimos en varios temas. Entre nosotros siempre hay un diálogo constante”, apuntó.

Los próximos planes de Alberto II a nivel personal pasan por tomarse unas vacaciones junto a sus gemelos Gabriella y Jacques -de seis meses-, a quienes apenas ha podido ver durante las últimas semanas debido a su apretada agenda.

Newsletter
Ahora ve
No te pierdas