Nicolás Alvarado responde a críticas por comentarios sobre Juan Gabriel

El ex director de TV UNAM se negó a retractarse de su crítica hacia "El Divo de Juárez" y sólo pidió disculpas por emitirla en un momento inoportuno.
El ex director de TV UNAM se negó a retractarse de su crítica hacia "El Divo de Juárez" y sólo pidió disculpas por emitirla en un momento inoportuno.
 El ex director de TV UNAM se negó a retractarse de su crítica hacia "El Divo de Juárez" y sólo pidió disculpas por emitirla en un momento inoportuno.

Luego de la polémica generada por el comentario dirigido hacia Juan Gabriel que le valió su renuncia a la dirección de TV UNAM, Nicolás Alvarado aseguró que no se arrepiente de lo dicho, sino del momento en el que lo publicó.

"Yo no me disculpo por el texto, no es un texto discriminatorio. La oportunidad del texto fue naca (...) Sí debo una disculpa por una inoportunidad, es decir, ese texto a lo mejor no era el texto para ese momento, por el momento de tristeza, rabia, ira y dolor que había en el ambiente porque Juan Gabriel formó parte de la educación sentimental de muchos mexicanos", afirmó en entrevista con Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula.

El texto "está cargado de humor y, a lo mejor, el horno no estaba para bollos. No era el momento para publicar ese texto porque el país lloraba y yo estaba con una carcajada socarrona que no era el tono correcto de ese momento", enfatizó al respecto.

Notas relacionadas:


Según Nicolás, Juan Gabriel era un letrista torpe.
 Según Nicolás, Juan Gabriel era un letrista torpe.  (Foto: Notimex)

Sobre el uso de la palabra "naco" en su crítica hacia "El Divo de Juárez", Alvarado explicó: "Naco no es una categoría, digamos, derogatoria; es una categoría cultural que, digamos, lo que busca expresar es aquello que resulta, en su intento por ser bello o por ser llamativo, agresivo. Eso es lo naco (...) Yo no creo que Juan Gabriel se pensara un hombre refinado, creo que Juan Gabriel se ponía esos sacos con lentejuelas para decir 'mírenme, critíquenme´. En lo naco hay algo desafiante, como lo hubo en Botellita de Jerez (...) Esta disculpa había que darla a un público masivo que se sintió injuriado por un texto inoportuno y, cuya inoportunidad, rayó en lo cruel".

Sobre los motivos de su renuncia, el comunicador dijo: "Yo renuncié para poder ejercer mi libertad de pensamiento, mi libertad de crítica, mi libertad de expresión, sin afectar los intereses de ninguna institución".

Newsletter
Ahora ve
No te pierdas