Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Esto es lo que hace especial a la tumba donde descansará el duque de Edimburgo

Los restos del duque de Edimburgo descansarán en la Bóveda Real, ubicada debajo de la capilla de San Jorge y no en la Capilla Conmemorativa del Rey Jorge VI.
Duque de Edimburgo
Duque de Edimburgo.

El fin de semana pasado se informó que le funeral del duque de Edimburgo se llevará a cabo el próximo 17 de abril, en una ceremonia muy distinta a un funeral de Estado, como lo marca el protocolo real por su condición de consorte. Ahora, se reveló el motivo especial por el cual, sus restos serán enterrados en la Bóveda Real y no en la Capilla Conmemorativa del Rey Jorge VI, como el resto de los miembros de la familia real.

Y es que, la última voluntad del esposo de la reina Isabel II era que su funeral fuera algo discreto, además de que, debido a la pandemia por Covid-19, tampoco sería posible realizar una gran despedida a la que asistirían miles de personas.

Publicidad

Otro de los datos que se revelaron es que solo asistirán 30 invitados al funeral, que se llevará a cabo en la capilla de San Jorge, en el castillo de Windsor. Entre los que se espera, a mayoría sean miembros de la familia real como sus hijos y nietos, descartando a sus bisnietos.

Castillo de Windsor
©GettyImages 1311957861

Todo lo que esté relacionado con el funeral del duque de Edimburgo será en los terrenos del castillo, pero en privado, aunque sí habrá una transmisión por televisión con la intención de que los británicos no asistan a las inmediaciones de la propiedad para acompañar a la familia real.

¿Por qué el esposo de la reina eligió este lugar?

En 1810 la Bóveda real fue abierta para el entierro de la princesa Amelia, hija del rey Jorge III y la reina Charlotte, un lugar muy especial para el duque de Edimburgo. La última persona que fue enterrada en ella fue la princesa Alicia de Battenberg, mamá del duque, tras su fallecimiento en 1969, donde permaneció hasta 1988.

 

Más tarde y siguiendo sus deseos, sus restos fueron trasladados a la iglesia de Santa María Magdalena en el Monte los Olivos de Jerusalén. La bóveda ha servido como lugar de descanso temporal en otras ocasiones, por ejemplo, en el caso de las cenizas de la princesa Margarita, que permanecieron allí durante varios meses antes de ser llevadas a la Capilla Conmemorativa del Rey Jorge VI.

Reina Isabel II y el duque de Edimburgo
Reina Isabel II y el duque de Edimburgo.

En la capilla Conmemorativa Jorge VI hay enterrados diez monarcas, entre ellos el rey Jorge VI, papá de la reina Isabel II, la reina Madre y la princesa Margarita. De hecho, se espera que la propia reina Isabel II descanse en dicho lugar y hasta entonces, los restos del duque permanecerán enterrados en la Bóveda real.

 
Publicidad