Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La verdadera razón por la que Harry y Meghan no asistieron a gala diplomática

Anoche se realizó uno de los eventos más importantes del año para la familia real británica sin embargo los duques de Sussex tuvieron buenas razones para no asistir, ¿qué pasó?
príncipe Harry
El príncipe Harry y Meghan asistieron al servicio religioso en St. Paul en memoria de Henry Van Straubenzee, uno de los más grandes amigos de Harry y William.

El Palacio de Buckingham estaba preparado para la recepción más formal y elegante del año. Es la noche en que la reina Isabel II recibe a los embajadores y sus cuerpos diplomáticos para celebrar un año de trabajo.

Había más de mil invitados, la reina lucía la tiara de las damas de la Gran Bretaña e Irlanda (la cual adora); Camilla, la tiara de Greville y, Kate, como siempre, deslumbraba con un primoroso Jenny Packham y la tiara Cambridge , que usa en este evento cada año y que era la favorita de lady Di, quien la recibió de la reina cuando se casó en 1981.

Todo era perfecto, pero faltaban los royals del año. Nos extrañó no ver en este súper evento a Harry y a Meghan, que se han vuelto en un gran activo de popularidad (por buenas y malas razones) para la corona inglesa .

Kate Palacio de Buckingham  5 diciembre 18
Kate lució fabulosa en la cena a diplomáticos a la que no asistieron Harry y Meghan. La duquesa lució un vestido de Jenny Packham y la tiara Cambridge, la favorita de Diana.

¿Dónde estaban los duques de Sussex? ¿Sería que las supuestas fricciones entre ella y Kate ya llegaron al punto de ni siquiera ir a los mismos eventos por muy importantes que sean? Nada de eso, hay dos muy buenas razones para que no asistieran al gran encuentro con los embajadores del mundo.

Publicidad

La primera es la más lógica, aunque menos conocida, y es que a esta reunión asiste solamente los miembros de más alto nivel de la familia real en la línea de sucesión al trono: Isabel II, el príncipe Carlos y la duquesa de Cornwall, y los duques de Cambridge, es decir, la reina y los dos futuros reyes. Harry ya está en el sexto lugar en la línea de sucesión , ya no es parte de ese núcleo al que pertenecía antes de que su hermano se casara y tuviera herederos.

Suena duro pero así marca el protocolo. Sin embargo hubo una razón más y está relacionada con ese Harry adorable que conocemos: él y Meghan asistieron al servicio religioso en St. Paul en memoria de Henry Van Straubenzee , uno de los más grandes amigos de Harry y de William.

El acto se hace a beneficio de la Henry Van Straubenzee Memoral Fund, que se creó a raíz del accidente de auto que le costó la vida a Henry en 2002 y que apoya a miles de niños en Uganda. El joven tenía 18 años y se estrelló contra un árbol. Los príncipes se han mantenido cerca de la familia; de hecho, apenas en agosto Harry fue padrino de boda de Charlie, hermano de Henry. Además, el mayor de los Van Straubenzee, Thomas, es padrino de la princesa Charlotte, hija de William.

Pues bien, este fue el evento al que Harry y ahora Meghan no pueden faltar año con año. Según DailyMail, la duquesa de Sussex hizo una de las lecturas en el servicio religioso, mostrando su baby bump y dejando en claro que las cosas entre la familia están en calma.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad

Visita Nuestras Galerías

Publicidad