Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

  • titulo_1.jpg
  • The Duke & Duchess Of Sussex Pose With Their Newborn Son
  • landscape_hair_mitos.jpg

Kanye dejó de tomar medicamento para sus problemas mentales y así reaccionó Kim

La esposa del rapero ha explicado por qué la medicación no es una opción para su marido a la hora de lidiar con su trastorno bipolar y ha aclarado que no le corresponde a ella 'controlarlo'.
47582999_1668554533251035_5747953285047205092_n.jpg
Kim Kardashian y Kanye West esperan a su cuarto hijo.

La salud mental de Kanye West ha dado mucho de qué hablar desde que a finales de 2016 cancelara su gira para recibir atención médica tras sufrir una crisis nerviosa. Un año más tarde, durante su regreso a la escena musical con un nuevo álbum bajo el brazo, el rapero reveló que poco antes le habían diagnosticado un trastorno bipolar, pero matizó que había optado por dejar de tomar las pastillas que le habían recetado para lidiar con los altibajos provocados por la enfermedad.

Esas declaraciones, como era de esperar, provocaron un sinfín de rumores acerca del estado del músico, en especial cada vez que protagonizaba alguna polémica situación, bien fueran sus comentarios acerca de la esclavitud como 'elección' o su apoyo al presidente estadounidense Donald Trump.

Publicidad

Ahora a su esposa Kim Kardashian le ha tocado una vez más se su portavoz extraoficial para matizar sus comentarios y defender con argumentos sólidos los motivos por los que Kanye decidió prescindir de su medicación.

"Creo que ahora estamos en un buen momento. Ha sido un proceso emocional difícil, desde luego. Por ahora todo se ha calmado bastante. Pero siempre podemos notar cuándo va a haber una nueva crisis, con la diferencia de que sabemos cómo manejarlas", ha afirmado en una entrevista a la revista Vogue. "En su caso, la medicación no es una opción porque cambia su manera de ser. Viajar demasiado tampoco ayuda, así que ha reducido mucho sus viajes. Pero sinceramente, no me gusta hablar por él, porque yo no sé lo que le pasa por la cabeza".

De lo que sí siente que puede pronunciarse con total libertad es del acoso que ha venido sufriendo a consecuencia del comportamiento de su marido, del que muchos la responsabilizan como si ella pudiera o debiera "pararle los pies".

"Es mi marido. Comparto con él todas mis opiniones y le aviso cuando creo que algo está mal. Y si él está atravesando una crisis, trato de apoyarlo y ayudarlo a calmarse", apunta para aclarar que ese es el límite de su influencia sobre el controvertido rapero.

Publicidad
Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad

Visita Nuestras Galerías

Publicidad