¿Conoces el facial cupping?

Este método ayudará a tu piel en diversas maneras. ¿Qué esperas para saber de qué se trata y cómo se hace?
¿Qué es el facial cupping?
 ¿Qué es el facial cupping?  (Foto: Especial/Pinterest)

¿Recuerdas cuando Michael Phelps salió con unos moretones en la espalda, en las olimpiadas de Río el año pasado? Aunque ya mucho se habló de ello, los moretones de Phelps no eran más que un método antiguo de sanción, donde pequeños vasos de cristal se usan para estimular el tejido del cuerpo a través de succión. Desde entonces, el cupping se volvió famoso y ha empezado a usarse por muchísimas personas; no sólo atletas y no sólo en la espalda.

¿Qué es el facial cupping?
En pocas palabras, el facial cupping es lo mismo que el cupping pero en la cara. Es una manera de tratar diversos problemas de la piel, a través de succión con vasitos de cristal. Si se hace como es debido, puede llegar a ser mucho más efectivo que una gran variedad de cremas y tratamientos para el rostro. Se puede hacer en un lugar especializado, aunque muchas personas lo hacen en casa. Lo importante es tener los vasitos de cristal especiales para el procedimiento.

¿Cómo se hace?
Primero la piel se limpia por completo. Después, se aplican aceites esenciales naturales como aceite de coco o jojoba. Se hace un masaje en la cara y el cuello y entonces empieza el procedimiento. Se recomienda hacer el facial cupping de una a dos veces por semana para notar mejores resultados. Lo ideal es tener de seis a 12 sesiones en total.


El facial cupping tiene muchos beneficios.
 El facial cupping tiene muchos beneficios.  (Foto: Especial/Pinterest)

¿Cuáles son sus beneficios?
El chiste del facial cupping es que a través de la succión que se produce con los vasitos de cristal, se drenan los fluidos de las glándulas linfáticas para reducir la hinchazón en la piel. Esto significa que la circulación de la piel mejora cuando se drenan estos fluidos. El resultado es la oxigenación de los tejidos y la eliminación de toxinas. La misma succión ayuda a nutrir la piel y a generar una apariencia de una piel más joven. Cuando se levantan los vasitos, la succión ayuda a reducir las arrugas, líneas de expresión y hasta marcas de acné.
Además de tener beneficios de belleza, el facial cupping también tiene beneficios terapéuticos pues ayuda a pacientes con problemas de tensión, sinusitis, migrañas, parálisis facial y dolor de oído.

¿Deja marcas?
Esta es la pregunta más frecuente y la realidad es que sí deja marcas. El hecho de succionar la piel –lo cual lleva las toxinas a la superficie de la piel– es lo que hace que se generen marcas. Las marcas son las toxinas que están saliendo. Las marcas pueden durar de tres días a una semana, y el color puede variar de morado a rosa claro. Mientras más oscura sea la marca, más toxinas está eliminando el cuerpo a través del procedimiento. Después de varias sesiones, las marcas desaparecerán.

El facial cupping es una buena opción si no quieres gastar mucho dinero en cremas y otros tratamientos. También es ideal pues puedes evitar circuías innecesarias. ¿Te atreves a probarlo?

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.
Ahora ve
VIDEO: ¿Quién diseñará el vestido de novia de Meghan Markle?
No te pierdas
×