Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

  • punto-1.jpg
  • royals.jpg
  • bodas-poster-meghan.jpg

El "drama" de Camila y Carlos por aplazar su boda tras muerte de Juan Pablo II

Tras más de 25 de espera para el gran día, algo no podía salir peor en la boda del príncipe Carlos y Camila de Cornualles.
La boda estaba prevista para el 8 de abril pero un compromiso del príncipe Carlos la retrasó.
Boda de Camila Parker y el príncipe Carlos

Han pasado 13 años desde que el príncipe Carlos y Camila Parker unieron sus vidas oficialmente luego de años de obstáculos a su amor. Un día antes de su boda, cuando creían que estaban más cerca que nunca de tener su "final feliz, la muerte del Papa Juan Pablo II modificó sus planes y tuvieron que reagendar la celebración.

De acuerdo con el florista Simon Lycett, la gran boda estaba planeada para el 8 de abril de 2005, sin embargo, seis días antes falleció el Papa Juan Pablo II y eso provocó que la boda se pospusiera un día porque el príncipe Carlos tenía el compromiso de asistir al funeral en representación de la reina Isabel.

Publicidad

El florista de la realeza reveló que el incidente más dramático que enfrentaron con este cambio de último momento fue con las flores, pues debieron recibir cuidados especiales para que no se marchitaran durante la ceremonia.

“El incidente más dramático que tuvimos fue que creamos los arreglos florales para la boda del príncipe de Gales con la duquesa de Cornualles en el Castillo de Windsor. Estábamos creando los arreglos para la recepción y su santidad murió. El príncipe de Gales tuvo que retrasar la boda un día”, indicó Lycett.

“Siempre intentamos que nuestras flores estén en su punto el día y a la hora del evento. Hubo que asegurarnos de que todo el mundo estaba manteniendo todo fresco y perfecto”, añadió.

Carlos y Camila tuvieron que posponer un día su gran boda por la muerte de Juan Pablo II.
Carlos y Camila

Durante la misma conversación el florista agregó que otro factor que se interpuso en su trabajo fue la revisión de los guardias que revisaban todo, ya que las planeaciones grandes requieren de mucha supervisión.

Simon es el florista de cabecera de la familia real y una prueba de ello fue su colaboración en la reciente boda de la princesa Eugenia y Jack Broskbank , cuyo trabajo requirió de varios meses de anticipación.

Lo que es una verdadera paradoja es que después de luchar por su amor y salir adelante de todas las adversidades que se interpusieron entre Camila y Carlos, esto era lo que jamás habrían pensado que les pasaría previo a su boda.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad

Visita Nuestras Galerías

Publicidad