Kate y Guillermo se dejan ver muy enamorados en su quinto día de gira

Como parte de las actividades en su gira por Nueva Zelanda, los Duques compitieron en dos carreras en las que Guillermo demostró ser un caballero y ella irradiaba amor por su príncipe.
Como parte de las actividades en su gira por Nueva Zelanda, los Duques compitieron en dos carreras en las que Guillermo demostró ser un caballero y ella irradiaba amor por su príncipe.
 Como parte de las actividades en su gira por Nueva Zelanda, los Duques compitieron en dos carreras en las que Guillermo demostró ser un caballero y ella irradiaba amor por su príncipe.  (Foto: Getty Images)

Después de un día apretado y una glamorosa recepción en Wellington, el día de ayer los Duques de Cambridge se dirigieron a Auckland para un día más relajado de compromisos.

Durante las actividades, la pareja real se mostró de lo más enamorada intercambiando miradas y sonrisas. Esto luego de que Kate y Guillermo compitieran en una carrera de yates y Kate resultara vencedora en dos ocasiones. Al bajar de su embarcación, Kate se aproximó a su esposo para confortarlo tomándolo por el brazo. Pese a la derrota Guillermo no olvidó su caballerosidad y en un momento se preocupó por cubrir de la lluvia a su esposa con un paraguas.


Kate se aproximó a su esposo para ofrecerle consuelo tras derrotarlo.
 Kate se aproximó a su esposo para ofrecerle consuelo tras derrotarlo.  (Foto: AFP Image)
Guillermo se portó muy caballeroso cubriendo a su esposa con una sombrilla.
 Guillermo se portó muy caballeroso cubriendo a su esposa con una sombrilla.  (Foto: AFP Image)

Pero no todo fue romanticismo, lo anterior resultó durante la agenda de trabajo que el duque y la duquesa de Cambridge comparten como parte de su gira por Oceanía. Para dar inicio con las actividades, la pareja partió en un avión de la Fuerza Real de Nueva Zelanda a las 10:20 am de Wellington. Al llegar a su destino, Auckland, cerca de las 11:20, Kate y Guillermo visitaron la Base Militar de Whenuapai y se reunieron con el personal de la Fuerza Aerea y sus familias.Las esposas e hijos de los militares estaban encantados de conocer a Kate, que sin duda tenía varias historias siendo una esposa de un pilotode la Fuerza Aérea. Ella ha experimentado al igual que ellas las mismas horas de trabajo en la noche, tiempo de separación, el miedo y la ansiedad que llega a las casas de las familias de los militares.

Para esta ocasión Kate decidió usar un look más casual pero ah doc con el motivo de la visita. La duquesa portó unos skinny jeans azul marino, una blusa a rayas de la marca Me and Em, un saco de tipo militar de Zara con botones dorados y uno de sus zapatos favoritos, los wedges de Stuart Weitzman. Wiliam llevaba una camisa y un sweater, un look bastante casual cuando estamos acostumbrados a verlo en traje.

Después de la recepción con las familias, William y Kate atravesaron Auckland, donde la mayoría de los locales comenzaron llegar desde horas previas. Al llegar al puerto Guillermo y Kate se tomaron el tiempo para saludar a los presentes y la lluvia no evitó que ellos dejaron de hacerlo. Los paraguas salieron al rescate de los royals, Guillermo se vio bastante protector de Kate en esos momentos, una forma en la que muy pocas veces los vemos en público.


La pareja se vio como pocas veces muy sencillos, cariñosos y sonrientes.
 La pareja se vio como pocas veces muy sencillos, cariñosos y sonrientes.  (Foto: Getty Images)

Después los Duques se fueron con el equipo Emirates de Nueva Zelanda. A bordo de uno de los yates les sirvieron de comer y se prepararon para las competencias. Cada uno abordó su barco y la duquesa de Cambridge se preparó para las aguas y se quitó su saco, se puso un chaleco, se recogió el pelo en una "ponytail" , se puso una gorra de béisbol, unos clásicos Wayfarer de Ray -Ban y unos zapatos de barco, Sebago Bala.

La pareja es bastante competitiva y ésta no fue la excepción, al subirse a los botes Kate le dijo a Guillermo que él tenía ventaja por haberlo ya hecho alguna vez, aunque finalmente la carrera estuvo muy cerrada y Kate ganó en las dos ocasiones. Siempre se le vio participando e incluso tomando el mando del barco al igual que Guillermo. Se dice que con esto ya están a mano, debido a que Guillermo le ganó en su gira a Norteamérica en 2011.


Kate al mando del bota, lista para ganarle a su esposo.
 Kate al mando del bota, lista para ganarle a su esposo.  (Foto: Getty Images)

Después se subieron a unos barcos llamados Sealegs, momento que aprovecharon para recuperarse de sus carreras, la pareja disfrutó de un breve momento de privacidad donde se les vio bastante sonrientes. Después haber estado en el puerto y haber terminado sus deberes, los Duques decidieron improvisar e ir a saludar a todos los que estaban en el muelle y más que el clima lo permitía. Posteriormente, el duque y la duquesa de Cambridge fueron escoltados de regreso al aeropuerto para su regreso a Wellington.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.
Ahora ve
VIDEO: Los hermosos looks de las pequeñas estrellas en los Emmy 2017
No te pierdas
×