Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Salma Hayek y el movimiento #MeToo tomaron Cannes

Cate Blanchett, Marion Cotillard, Patty Jenkins y más mujeres protestan por un mejor trato dentro de la industria.
Festival de Internacional de Cine de Cannes
Festival de Internacional de Cine de Cannes Las actrices de Hollywood se unen al movimiento #MeToo durante el festival. (Foto: Antony Jones/Getty Images)

"Las hijas del sol", filme de la francesa Eva Husson sobre la lucha de combatientes kurdas contra los yihadistas, causó controversia en el Festival de Cannes.

La película habla sobre un grupo de mujeres yazidíes que toman las armas tras haber sufrido lo indecible. Secuestradas, esclavizadas y violadas por el grupo Estado Islámico (EI), emprenden una lucha de venganza bajo la cámara de una reportera de guerra occidental.

Publicidad

La proyección de "Las hijas del sol" estuvo precedida el sábado de una histórica protesta de 82 mujeres de la industria del cine, entre ellas Cate Blanchett, Kristen Stewart y Salma Hayek, para exigir una verdadera igualdad, en la primera edición del certamen tras el escándalo Weinstein.

"Un cine que aporta un punto de vista singular es casi necesario que divida", dijo Eva Husson acerca de la película. En el filme escenas de combate cuerpo a cuerpo, bombardeos, violencia y muertos, pero Husson pone el acento en la historia de estas mujeres a través de 'flash-backs', diálogos y gestos que revelan antes que nada su condición femenina.

cannes 2
Su proyección desató el debate más encendido del festival.

La sargento Bahar, interpretada por la actriz de origen iraní Golshifteh Farahani, está al frente de este grupo de mujeres, de quienes se ocupa como una líder de guerra, pero también como una madre y amiga.

Husson aseguró que este filme dirigido por un hombre no hubiese sido el mismo. "En tanto que mujeres, mantenemos una relación con nuestro cuerpo mucho más presente. Las relaciones afectivas y maternales pasan mucho por ahí y esto afecta nuestras vidas".

"La industria del cine ha estado dominada por una mirada masculina y blanca", que no refleja la realidad de las mujeres", dijo esta cineasta, cuyo primer filme "Bang gang" relataba las orgías sexuales de un grupo de jóvenes.

Aunque está basada en hechos reales, el segundo largometraje de Husson refleja detalles que podrían parecer imprescindibles -como citar a los yihadistas del EI por su nombre en vez de llamarlos "extremistas"- y abunda en elementos de ficción.

Cannes 1
Las mujeres exigen igualdad, en la primera edición del certamen tras el escándalo Weinstein.

Husson explicó que se documentó durante un año y medio, entrevistando a excombatientes y excautivas de los yihadistas, pero que a partir de ahí quiso "introducir elementos cinematográficos y (su) punto de vista"."Las escenas de combate que duran 25 minutos son muy aburridas. Yo quiero estar con los personajes", explicó esta nieta de un republicano español huido a Francia.

Distintos medios de comunicación de Francia criticaron positivamente y negativamente al filme, "Tan inocente como inconsecuente", escribió Télérama, semanario cultural francés de referencia. "Eva Husson es una directora increíble. Aspira a la Palma de Oro", se lee en Indie Wire.

"Apuesto a que dirán que es una película de mujeres", había dicho Thiérry Frémaux, delegado general del Festival de Cannes, al anunciar en abril su selección en la máxima competencia, subrayando que la cinta aporta un "punto de vista bastante nuevo".

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.

Publicidad
Publicidad