La guía insider de Wimbledon

Si planeas ir el próximo año al torneo más prestigioso de tenis a nivel mundial, no busques más: Quién® ya hizo el viaje y sabemos de primera mano todos los detalles.
Si planeas ir el próximo año al torneo más prestigioso de tenis a nivel mundial, no busques más: Quién® ya hizo el viaje y sabemos de primera mano todos los detalles.
 Si planeas ir el próximo año al torneo más prestigioso de tenis a nivel mundial, no busques más: Quién® ya hizo el viaje y sabemos de primera mano todos los detalles.
El All England Lawn and Tennis Club es sede del torneo de tenis con más prestigio del mundo.
 El All England Lawn and Tennis Club es sede del torneo de tenis con más prestigio del mundo.  (Foto: Getty Images)

Qué

The Championships, Wimbledon, es el torneo de tenis más antiguo del mundo. Hoy es considerado el más prestigioso, y se juega en el All England Lawn and Tennis Club, llamado también "la Catedral del Tenis". Es uno de los cuatro Grand Slams del año. Un torneo que respeta las tradiciones, como el código de vestimenta para los jugadores, que debe ser completamente blanco.

Cuándo

Normalmente se juega la primera semana de junio y la primera de julio. En esta edición, con el fin de dar a los jugadores mayor descanso entre una y otra temporada, comenzó el 29 de junio y terminará el domingo 12 de julio. Los partidos más intensos -y muchas veces los más emocionantes- comienzan la segunda semana del torneo.


No te recomendamos hacer la eterna Queue, pero si no queda alternativa, deberás llegar una noche antes a acampar.
 No te recomendamos hacer la eterna Queue, pero si no queda alternativa, deberás llegar una noche antes a acampar.  (Foto: Getty Images)

Cómo conseguir boletos

No mentiremos: conseguir boletos para Wimbledon no es cosa fácil, pero vale la pena. El AELTC (All England Lawn and Tennis Club) organiza una rifa anual en la los más afortunados obtendrán acceso. Asistir como invitado de un abonado del club es otra estrategia, así como acompañando a alguna celebrity como David Beckham, Anna Wintour, Keira Knightley o Kate Beckinsale. O como última opción está la famosa The Queue, donde aficionados de todo el mundo se dan cita desde la madrugada para obtener uno de los cotizados pases. A las 7 de la mañana siguiente, puedes estar seguro que no queda uno solo, así que planea llevar tu casa de campaña una noche antes.


Kate Middleton: el ejemplo perfecto de Wimbledon attire.
 Kate Middleton: el ejemplo perfecto de Wimbledon attire.  (Foto: Getty Images)

Qué usar

Mientras que los jugadores no pueden llevar ni una pieza de vestimenta que no sea blanca, para los invitados las reglas no son tan estrictas. Lo ideal, en el caso de los hombres, es un pantalón de vestir y camisa ligera -no hay que olvidar que en verano Wimbledon alcanza los 32 grados- y las mujeres aciertan con un clásico sundress. Kate y Pippa Middleton saben hacerlo bien.


El suizo Roger Federer es el amo y señor del All England, con siete títulos ganados.
 El suizo Roger Federer es el amo y señor del All England, con siete títulos ganados.  (Foto: Getty Images)

A quién seguir

Cada año, los mejores jugadores del mundo se reúnen en las canchas del AELTC, haciendo una tarea imposible verlos a todos. Si hay que elegir, no hay duda: the man to watch es Roger Federer, siete veces campeón de este torneo. Novak Djokovic, el número uno actual, y Andy Murray, con la fuerza del local, también son un espectáculo asegurado.

A quién buscar en las gradas

Conforme se acercan los juegos finales, las gradas de Centre Court, la cancha principal, se llenan de celebrities. David y Victoria Beckham no se lo pierden, Anna Wintour acompaña a su adorado Federer y el Royal Box, el palco de la realeza, recibe invitados de la talla de los duques de Cambridge cuando Andy Murray disputa un partido importante. Es el momento para ver a los royals sufrir como mortales. Bradley Cooper, Gerard Buttler, Orlando Bloom y más celebs hollywoodenses son fans del deporte blanco y de este torneo en particular. ¿Cómo culparlos?


Las fresas, símbolo del torneo.
 Las fresas, símbolo del torneo.  (Foto: Getty Images)

Qué comer

El postre favorito de Wimbledon son las fresas con crema y no puedes irte sin probarlas. Cada edición se venden más de 28 toneladas y más de 7 mil litros de crema. La cerveza oficial del torneo es Stella Artois, que los locales combinan con el tradicional fish and chips. Otra opción muy brit es pedir, desde la página oficial y por adelantado, un picnic que se entregará el día de tu llegada, con tea sandwiches, scones con mermelada y las mencionadas fresas.


La cerveza oficial del torneo es la Stella Artois, que se sirve en un chalice conmemorativo.
 La cerveza oficial del torneo es la Stella Artois, que se sirve en un chalice conmemorativo.  (Foto: Cortesía)

Place to be

No hay lugar como Centre Court, la cancha donde se juegan los partidos más importantes del torneo. El ambiente, entre 15 mil aficionados, no tiene comparación. No seats? No problem. Si por alguna razón sólo tienes acceso al club y no al estadio principal, The Hill, frente a la pantalla gigante para no perderse la acción, es una opción divertida y cool para pasar la tarde, o descansar del ajetreo de las canchas.


A falta de boletos para la cancha central, The Hill es buena opción para ver el partido principal.
 A falta de boletos para la cancha central, The Hill es buena opción para ver el partido principal.  (Foto: Getty Images)

Qué hacer y qué no hacer

"Quiet, please" no es sólo una sugerencia del umpire: es una regla. Mientras se juega un punto y para no distraer a los jugadores, no se debe hablar por ningún motivo. Y si en algún momento llega a tu poder una pelota que algún jugador voló, no puedes quedártela. Debes devolverla a alguno de los ball boys. En cuanto a los do's, el más importante: move around. Hay demasiado que ver, ¡no te quedes todo el día en el mismo lugar! Las canchas principales tienen los nombres grandes, pero en el resto puedes encontrar verdaderos tesoros, como aquel juego entre Isner y Mahut en la cancha 18, en 2010, que duró más de 11 horas.

Último tip: si planeas hacer algunas compras en The Wimbledon Shop, no esperes al final, cuando las filas son imposibles: aprovecha uno de tus strawberry brakes entre juego y juego... si logras despegarte de tu asiento.

Newsletter
Ahora ve
No te pierdas