Cinco amazonas conquistan la Final Tour Nacional Questro

El único equipo participante integrado por mujeres fue el de Angelíssima, demostrando que en este deporte no importa el género.
El único equipo participante integrado por mujeres fue el de Angelíssima, demostrando que en este deporte no importa el género.
 El único equipo participante integrado por mujeres fue el de Angelíssima, demostrando que en este deporte no importa el género.  (Foto: Marco Vallejo)
Paulina Pastrana, Lucie Campech, María Fernanda Hegewisch, Marilly Meyer y Charlotte Van Breemen.
 Paulina Pastrana, Lucie Campech, María Fernanda Hegewisch, Marilly Meyer y Charlotte Van Breemen.  (Foto: Marco Vallejo)

Un quinteto de amazonas, de ángeles o de guerreras, da lo mismo el sustantivo con el que se quiera hacer referencia a ellas, lo que sí debe destacarse es que juntas hicieron historia al ser el primer equipo ecuestre conformado por mujeres.

Sin importar la edad o la nacionalidad, Paulina, Charlotte, María Fernanda, Lucie y Marilly comparten un mismo objetivo: vivir para su pasión ecuestre. Ellas conforman la agrupación de Angelíssima y participaron en la Copa Brioni & BMW México Final Tour Nacional Visa-Questro, realizada ayer 29 de noviembre.

Antes de que las profesionales salieran a ejecutar sus mejores saltos en el campo deportivo del Estado Mayor Presidencial, ubicado en Constituyentes, platicaron con Quién.com sobre su gran pasión.

María Fernanda Hegewisch

Ella es la líder de su equipo por contar con mayor experiencia. Es una amazona profesional, que además imparte clases particulares. Su vida son los caballos, está casada con el jinete Alejandro Mills y sus hijos ya se perfilan a seguir los pasos de ambos.

"Inicié hace muchísimo, no quiero ni decir la edad... Mis papás fueron quienes me pusieron en este camino por destino o circunstancia y mi vida está completamente dedicada a esto", contó Fernanda.

Ella es quién decide cómo será el orden de participación de todas, las presiona, les da consejos y las impulsa, es la columna vertebral de Angelíssima. "Lo que les transmito a las niñas en las competencias es el women power, todas por igual tenemos que exigirnos a nosotras mismas para hacer lo mejor", dijo la amazona.

Para ella un caballo lo representa todo en su vida, a pesar que han sido la causa de varios accidentes, pero está segura que si éstos no le hubieran ocurrido, no tendría la misma experiencia que posee ahora.

¿Su mayor logro? "Afortunadamente tengo mucho trabajo, la gente me admira por lo que soy... Mi máximo es instruir a mis hijos y el sueño es conseguir prepararlos mejor que yo, que el alumno supere al maestro", mencionó la profesional.

Fernanda en ningún momento se siente inferior por su género, considera que es un deporte para ambos sexos y con cada una de sus ejecuciones pretende demostrarlo.

¿Su secreto? Fernanda se considera una mujer aguerrida y aunque nos confesó que antes de cada competencia siente nervios, saca fuerza mental y corazón para obtener buenos resultados.


Lucie Campech y Paulina Pastrana.
 Lucie Campech y Paulina Pastrana.  (Foto: Marco Vallejo)

Lucie Campech

Es una amazona amateur y de caballos jóvenes, pero tiene gran experiencia a nivel internacional con tan sólo 28 años de edad. Comenzó a montar desde niña, su mejor amiga de la primaria vivía junto a un hípico y juntas decidieron tomar clases de equitación.

Tiene 18 años dedicando su vida a este deporte y aunque suenan muchos, aún tiene mucho camino por recorrer a caballo, claro está. "Montar es mi momento de relajación, es algo tan increíble que se vuelve inexplicable", nos contó Lucie.

Para ella pertenecer al primer equipo conformado por el género femenino es un gran honor y también un reto, pues espera que otras mujeres se unan a la pasión ecuestre porque son pocas las que practican el deporte.

¿Su mayor logro? "Todos, desde mi triunfo en una campeonato nacional o ganar una prueba, cada resultado es un buen momento para mi carrera", agrega.

Pero así como Lucie ha saboreado las mieles del éxito, también ha sufrido fuertes pruebas, como las malas rachas o accidentes. El que más recuerda es una vez que se cayó del caballo, se golpeó la cabeza y, por consecuencia, se le inflamaron las meninges, aun así, se le hacía tarde para volver a subirse a un caballo.

¿Su secreto? Se prepara mucho para sus participaciones, monta a diario una hora y los fines de semana dos. "Este deporte, como todos, necesita de tiempo, esfuerzo y constancia, pero a cambio recibes muchas satisfacciones", finaliza la amazona.


Paulina Pastrana, Lucie Campech, María Fernanda Hegewisch, Marilly Meyer y Charlotte Van Breemen.
 Paulina Pastrana, Lucie Campech, María Fernanda Hegewisch, Marilly Meyer y Charlotte Van Breemen.  (Foto: Marco Vallejo)

Paulina Pastrana

Ella es una amazona amateur, de las más jóvenes del equipo Angelíssima. Su pasión por la equitación surgió de un miedo, cuando tenía cinco años se cayó dos veces del caballo y entonces lo tomó como reto personal.

Desde los 13 años monta y ya cuenta con siete años de experiencia. Tiene un año en las filas de Angelíssima, gracias a una invitación que le hizo su compañera Marilly. "Somos un gran equipo, todas nos llevamos muy bien y está padrísimo que seamos puras niñas", dijo Paulina.

¿Su mayor logro? Hace algunos años estuvo en el equipo de Young Riders de México y ganó una medalla de bronce.

¿Su secreto? La joven amazona monta de martes a domingo dos horas diarias; además trata de descansar bien para dar lo mejor en sus rutinas y no perder la concentración.


María Fernanda Hegewisch, Charlotte Van Breemen y Marilly Meyer.
 María Fernanda Hegewisch, Charlotte Van Breemen y Marilly Meyer.  (Foto: Marco Vallejo)

Marilly Meyer

Ella es otra amazona amateur que monta desde los nueve años porque le encanta el contacto con los animales y también porque disfruta el nivel de competencia mixto.

Actualmente tiene 29 años y un caballo en su vida representa los sentimientos más puros que pueden surgir por algo o alguien, es su delirio, pasión.

¿Su mayor logro? "He tenido la oportunidad de representar a México en el extranjero en lugares como: Venezuela, Chicago y Canadá... La sensación de representar a tu país es indescriptible, usar un saco color rojo con la bandera es el mayor triunfo que puede tener un deportista", mencionó Marilly.

Y su mayor reto ha sido levantarse de las caídas y seguir adelante. Tras veinte años de practicar este deporte agradece no haber tenido un accidente grave, aunque asegura que si le llega a ocurrir, como una guerrera saldrá victoriosa y terminará por montar su caballo para continuar donde se quedó.

¿Su secreto? Marilly entrena diario y suele hacer una ejecución de prueba antes de sus participaciones para que su caballo conozca la pista; además asegura que la clave está en cuidar perfectamente al caballo, pues al final la mitad del trabajo lo realiza él.


Lucie Campech y Paulina Pastrana.
 Lucie Campech y Paulina Pastrana.  (Foto: Marco Vallejo)

Charlotte Van Breemen

Ella es la única integrante de Angelíssima extranjera, nació en Holanda rodeada de caballos y fue inevitable que surgiera su afición por el deporte ecuestre. Su primer pony se lo regalaron sus padres cuando tenía tres años y desde entonces no ha dejado de montar.

La amazona profesional llegó a México por una oferta de trabajo de un año, pero ya no se regresó. Actualmente reside en Monterrey y se enamoró de un mexicano, así que está segura que a su país sólo volverá como turista.

¿Su mayor logro? A sus 28 años ya ha ganado en dos ocasiones el Campeonato Nacional de México.

¿Su secreto? Entrena seis días a la semana, cuida mucho la alimentación de sus caballos y sale con la mente positiva en cada competencia o entrenamiento.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.
Ahora ve
Estas celebridades pudieron haber muerto en el atentado a las Torres Gemelas
No te pierdas
×