Los #Fails más grandes de los famosos

Las celebridades corren el riesgo de equivocarse y que el mundo sea su testigo. Estos son los fracasos y errores más sonados de los famosos.
 Las celebridades corren el riesgo de equivocarse y que el mundo sea su testigo. Estos son los fracasos y errores más sonados de los famosos.  (Foto: AFP Images)

Simon Cowell


Simon Cowell
 Simon Cowell  (Foto: AFP Images)

El creador de talent shows está acostumbrado al éxito arrollador que han tenido todos sus programas, tanto en Estados Unidos como en Inglaterra y The X Factor UK ha sido otro hitazo en el país europeo, por lo que traer la franquicia a América sonaba lógico.

Estrenó la primera temporada con un éxito en audiencia considerable y prometiendo mucho, incluyendo el enorme premio para el ganador (un contrato de 5 millones de dólares y estelarizar el comercial de Pepsi para el Super Bowl), pero ese nivel no pudo mantenerlo. Para la segunda temporada incluyó en su jurado a una de las estrellas pop más grandes de todos los tiempos: Britney Spears, pero sus número seguían bajando y para la tercera temporada con Demi Lovato y Paulina Rubio los ratings ya habían caído a más de la mitad de los iniciales. Inevitablemente, Simon canceló el show y se regresó a Inglaterra, donde todavía tiene un futuro.

Michael J. Fox


Michael J. Fox
 Michael J. Fox  (Foto: AFP Images)

Para Fox es muy difícil igualar el éxito arrollador que tuvo en los 80 con Back To The Future, y es que afortunada o desafortunadamente, la gente suele encasillar al actor en el personaje y por lo mismo, acostumbra no recibir bien a uno nuevo.

Esto pasó este año cuando el show de Michael que prometía tanto, fue cancelado después de sólo una temporada. Todo parecía ser la fórmula perfecta para que le lloviera la audiencia y los premios; un actor renombrado que sufre de Parkinson burlándose en una comedia de su propia enfermedad. Sonaba genial, pero al parecer no lo fue tanto.

Katherine Heigl

El mayor error de la actriz ha sido dar el salto de la televisión al cine; no entendemos cómo le puede ir tan bien en Grey's Anatomy, incluso valiéndole un Emmy por la Mejor Actriz Dramática, y después tener tantos desastres cinematográficos, que no paran, sino que parecen ir aumentando.

Era normal esperarse que una reina del drama televisivo sería bien recibida por el público en la pantalla grande, pero simplemente Katherine se ha encargado de escoger mal sus proyectos, y así es como 27 Dresses, The Ugly Truth, New Year's Eve, One For The Money y The Big Wedding se han convertido en unos de los fiascos más grandes en el ámbito de la comedia de los últimos tiempos. Fail tras fail para nuestra estimada Doctora Izzie.

Mel Gibson


Mel Gibson
 Mel Gibson  (Foto: AFP Images)

Quien fuera una superestrella en los 80 y 90, ahora es un perfecto ejemplo de lo que no se debe hacer; sus fails se cuentan tanto en lo profesional como en lo personal, y después de esto, dudamos demasiado que vuelva a ser el actor tan querido por el público y solicitado por los directores.

Los enormes fails de en cuanto a su actitud han ido de insultos antisemitas y racistas hasta la misoginia y era evidente que después de semejantes desplantes, su carrera iba a ver un serio declive, y así fue. Apocalypto logró recaudar apenas 10 millones de dólares como ganancia, mientras que The Beaver resultó en un gigantesco fiasco que perdió 20 millones de dólares en lugar de ganar. Simplemente nadie quiere pagar dinero por ir a ver a un actor que ha ofendido a grades sectores de lo que fuera su público.

Lindsay Lohan


Lindsay Lohan
 Lindsay Lohan  (Foto: AFP Images)

La siempre polémica y mediática estrella saltó a la fama desde muy pequeña con Parent´s Trap, la cual fue un éxito enorme de Disney y significó para Lindsay el estatus de estrella infantil. Luego vino Mean Girls y su carrera se consolidó como uno de los ídolos adolescentes favoritos del público; pero lo que le siguió a esto fue la perdición de la actriz: la droga y el alcohol.

Fue tanto el consumo de sustancias nocivas para su salud que Lohan perdió todo el encanto que le caracterizaba, bajó mucho de peso y su cara se demacró considerablemente y además no fue uno su ingreso a una clínica de rehabilitación, sino la alarmante cantidad de siete. Al parecer la séptima fue la vencida y Lindsay no consume más drogas - aparentemente-. Sin embargo sus intentos por renacer su carrera han sido más que fallidos: I Know Who Killed Me fue un fracaso en taquilla ganando sólo 7 millones de dólares y ni la expectativa de verla encarnar a Elizabeth Taylor pudo salvar a una tibia Liz & Dick.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.
Ahora ve
VIDEO: Brooklyn Beckham y Chloë Moretz desatan rumores de su posible compromiso
No te pierdas
×