Andrea Legarreta: "Jamás cambiaría a mis hijas por trabajo"

La conductora, quien dobló la voz de uno de los personajes de “Mi Villano Favorito 2”, nos dijo que aunque disfruta trabajar, nunca lo pone antes que a Mía y Nina.
 La conductora, quien dobló la voz de uno de los personajes de “Mi Villano Favorito 2”, nos dijo que aunque disfruta trabajar, nunca lo pone antes que a Mía y Nina.  (Foto: twitter.com/AndreaLegarreta)

Simpática, entregada en su trabajo como conductora, Andrea Legarreta, de 40 años, sabe que a pesar del amor por su carrera, no hay papel más importante en su vida que el hecho de poder brindar tiempo de calidad a sus hijas, Mía y Nina, tiene claro que si sus pequeñas son buenas niñas, es gracias a la dedicación y empeño que le pone en su faceta de mamá. “Cuando tienes bien claras tus prioridades no es difícil llevar el trabajo con ser mamá. Tuve la suerte y la fortuna de tener un trabajo con el que tampoco es difícil combinarlo, tal vez si hiciera telenovelas se complicaría todo porque sabes a qué hora entras pero no a qué hora sales. Si fuera una mamá que trabaja en una oficina, las vería menos pero agradezco esta oportunidad que tengo”. Andrea, quien además es imagen de varias marcas, destacó que después del programa su día se lo dedica a sus pequeñas. “Mi día laboral termina casi siempre al mediodía, de repente salen cosas extras pero no siempre pasa. En general soy yo quien decide mis tiempos y entonces mi prioridad son ellas”. “En un día normal llego a la casa, las recibo de la escuela, hacemos la tarea juntas y puedo llevarlas a sus clases. Tal vez no soy la mejor mamá pero trato de hacerlo lo mejor posible y eso ellas lo agradecen. Estar presente se refleja con ellas y quiero que siga siendo así”, platicó.


Andrea Legarreta compartio esta foto con sus hijas en mayo pasado para celebrar el Día de las Madres.
 Andrea Legarreta compartio esta foto con sus hijas en mayo pasado para celebrar el Día de las Madres.  (Foto: twitter.com/AndreaLegarreta)

Legarreta mencionó que su mayor sueño era ser mamá y por tanto sus hijas son quienes mueven su vida profesional. “Siempre soñé con ser mamá, si no estuviera en `Hoy´, buscaría la forma de sí trabajar, de sí ser una mujer que tuviera una vida aparte de la familia, sin embargo mi prioridad siempre serían ellas”. Al ser cuestionada sobre sus trece años de matrimonio, Andrea dejó claro que no tiene un matrimonio perfecto pero que tanto ella como su esposo, el cantante Erik Rubín, coinciden en querer tener una familia estable. “El matrimonio va muy bien, no somos una pareja perfecta y llevar una vida de casado de muchos años sí requiere esfuerzo pero también depende del carácter de las personas. En el caso de nosotros no resulta tan complicado porque nos gusta vivir juntos y sabemos convivir. Los dos queríamos lo mismo desde que nos conocimos. Mis padres siguen casados y eso deseamos. Hay veces que queremos echarnos a la taza del baño y jalarle”, explicó entre risas. Agregó: “Errores hay pero la mayor parte del tiempo han sido cosas muy buenas”. Entre los próximos proyectos que la feliz mamá tiene en puerta, es continuar siendo imagen de algunas marcas y cumplir con invitaciones para la conducción de eventos privados. “En algún momento quizá regrese a las telenovelas. Con unas hijas de 6 y 8 años, todavía no es mi momento, hay que estar ahí, necesitan a su mamá”, concluyó.

Newsletter
Recibe las últimas noticias de moda, sociales, realeza, espectáculos y más.
Ahora ve
Dicen que el futuro suegro del príncipe Harry vive en México
No te pierdas
×