La polémica detrás del vestido "sexista" que muchas quieren

La descripción de un diseño de la marca Réalisation Par ha sido criticada por reducir a la mujer a "un objeto de deseo masculino".
La descripción de un diseño de la marca Réalisation Par ha sido criticada por reducir a la mujer a "un objeto de deseo masculino".
 La descripción de un diseño de la marca Réalisation Par ha sido criticada por reducir a la mujer a "un objeto de deseo masculino".

Un sexy vestido rojo con lunares en blanco ha despertado enojo en redes sociales y, específicamente, el de la periodista Kat George. Bueno, más que el diseño veraniego de la firma francesa Réalisation Par, ha sido la descripción del mismo la que ha generado indignación en internet.

Se trata del modelo ‘The Diane- Red Star', que ha registrado exitosas ventas y ante el que también han caído rendidas famosas como Bella Hadid o Jenna Dewan Tatum.


-
 -  (Foto: Réalisation Par)

Sí es muy sexy, pero... ¿cuál es la polémica? Lo es la descripción que podemos encontrar en la tienda en línea de la marca: "Esto es lo que sabemos. Los hombres adoran los vestidos de verano. También sabemos que esta afirmación no tiene sentido porque las mujeres vestimos para nosotras mismas y sólo para nosotras mismas. Pero a veces... sólo a veces, se necesita un 'billete que te garantice salir de la cárcel'. Quizá olvidaste sacar la basura o bien has arañado el coche de papá o quizá has llegado muy tarde y olvidaste hacer eso que te habían pedido. Sea la razón que sea, el vestido The Diane es la solución. Este es el vestido que les hace olvidar en primer lugar por qué están enfadados contigo y lo único que importa es: si eres mala a la hora de ser buena, tienes que ser muy buena saliendo de esta dinámica. Confía en nosotros. De nada", se lee en la web.


Bella Hadid o Jenna Dewan Tatum han utlizado este vestido.
 Bella Hadid o Jenna Dewan Tatum han utlizado este vestido.  (Foto: Instagram)

La descripción que acompaña al vestido -que se vende la página por 195 dólares- ha generado críticas y ha sido tachada de sexista: "Convierte a quien lo lleva en objeto de deseo masculino con el fin de apaciguar a los hombres. Juega con la idea de que las mujeres están indefensas y que no tienen autonomía sobre sus acciones y que por lo tanto tienen que lidiar con el típico ‘qué tonta soy'. Es un estereotipo feo y reduccionista que se usa para vender vestidos bonitos", publicó Kat George publicó un artículo en Oxygen.com.

¿Qué opinas?

Newsletter
Ahora ve
No te pierdas