Guía práctica para encontrar trabajo con ayuda de tus redes sociales

Las redes sociales se han vuelto imprescindibles en nuestras vidas, no sólo para estar en contacto con nuestros seres queridos y conocidos, también para encontrar el trabajo de nuestros sueños.
Las redes sociales se han vuelto imprescindibles en nuestras vidas, no sólo para estar en contacto con nuestros seres queridos y conocidos, también para encontrar el trabajo de nuestros sueños.
 Las redes sociales se han vuelto imprescindibles en nuestras vidas, no sólo para estar en contacto con nuestros seres queridos y conocidos, también para encontrar el trabajo de nuestros sueños.

1. Saca el máximo potencial de LinkedIn

LinkedIn, la red social para mostrar tu lado profesional, es más que un lugar en el ciberespacio para compartir tu currículum vitae, aquí tendrás la ventaja de poder adjuntar archivos, imágenes, textos, video y links para mostrar un poco de lo que has hecho a lo largo de tu carrera y de tus aptitudes y capacidades. Evita los textos interminables y mareadores y mejor opta por dar un vistazo visual y que cause impacto. 2. Haz que te encuentren fácilmente

¿Sabías que cada vez son más los reclutadores que recurren a las redes sociales de los postulantes para tener una idea más real de su perfil? Por eso es recomendable que además de asegurarte de mostrarte tal cómo eres y evitar publicaciones comprometedoras, optes por poner tus datos verdaderos –empezando por tu nombre–, a menos que tu objetivo sea que no te encuentren. 3. Mantente conectada con las empresas que te interesen

A estas alturas, seguramente ya tienes un panorama claro de lo que te interesa y un par de empresas en mente en las que te gustaría trabajar. Haz una lista de todas estas empresas o compañías y dedícale un tiempo a encontrar sus redes sociales e investiga si su área de recursos humanos tiene redes sociales propias. Por ejemplo, si te interesa trabajar en ELLE o cualquier otra revista de Grupo Expansión, te recomendamos que sigas en Facebook a GExTalent y estés al pendiente de las vacantes que hay. 4. Usa las redes sociales recomendadas para tu profesión

Por ejemplo, si lo tuyo es el periodismo te recomendamos abrirte un perfil de Medium para compartir tus textos; si eres diseñador gráfico o industrial, entonces necesitas tener tu portafolio en Behance, si eres fotógrafo, un perfil en Flickr o un blog en Tumblr es indispensable. 5. Comparte solo lo necesario

No se trata de publicar a diario que estás buscando trabajo y hacer que todos tus amigos y conocidos se sepan de memoria tus aptitudes y experiencia; hazlo de manera orgánica compartiendo el link al último texto que publicaste o la foto que le tomaste a ese impresionante paisaje. Puedes agregar un link en el que los demás puedan ver tu currículum o portafolio en todas tus redes sociales y así lo verá solo aquél que esté interesado. 6. Ponte en contacto con otros colegas

Las redes sociales nos han facilitado la vida enormemente, incluso podrás encontrarte con grupos y cuentas en Facebook y Twitter creados por personas como tú en los que se comparten mutuamente las ofertas de trabajo que se encuentran por ahí, por el simple gusto de ayudar. 7. Abre tu cuenta de Skype

Tener una cuenta de Skype es vital en esta época en la que todos vivimos conectados a la red 24/7; nunca sabes cuándo surgirá la oportunidad de trabajar en el extranjero o fuera de la ciudad o comunidad en la que vives, por eso debes tener una cuenta de Skype personal por si surge alguna entrevista de trabajo interesante.

Newsletter
Ahora ve
No te pierdas