Máxima de Holanda,
una reina diferente
Ana Dávila Cook @Quien
Viernes 16 de mayo de 2014 a las 08:00
La Reina de Holanda, quien mañana cumple 43 años, no es una mujer común y corriente. A pesar de no ser de `sangre azul´ se ha preparado y ha sabido imprimir su estilo en la monarquía holandesa.

Máxima de Holanda
Máxima estudió en la Universidad Católica de Argentina. (Foto: Getty Images)

 

Máxima de Holanda tiene poco más de un año como Reina de su país, y en este corto tiempo ha demostrado con su temple y su carisma ser una digna monarca. Tenía sólo 41 años cuando ocupó el trono, convirtiéndose en una de las mujeres más jóvenes en hacerlo. Hoy, cerca de su cumpleaños número 43,te presentamos a la única Máxima.

 

¿Quién es Máxima de Holanda?

 

Máxima es hija del segundo matrimonio de Jorge Horacio Zorreguieta Stefanini, quien fue un miembro civil del régimen del dictador argentino Jorge Videla, motivo por el cual no pudo asistir a la boda de su hija con Guillermo de Holanda. Su madre, María del Carmen Cerruti Carricart, siempre dijo que quería "casar bien" a sus hijas, Máxima tiene una hermana, Inés, y dos hermanos, Martín y Juan. 

 

Máxima no era precisamente una soñadora esperando a ser "rescatada" por su Príncipe Azul. Al contrario, es una mujer muy preparada. Desde pequeña sus padres la inscribieron a los mejores colegios y cuando creció estudió en la prestigiosa Universidad Católica de Argentina, de donde se graduó en Economía.

 

 
MÁXIMA
La Princesa asistió a la Asamblea General de la ONU en 2010. Aquí con el secretario general Ban Ki-moon. (Foto: AP)

 

Antes de casarse, trabajó en Buenos Aires, Nueva York y Bruselas para HSBC y Deutsche Bank. En 2002 contrajo matrimonio con el Príncipe Willem-Alexander el 2 de febrero de 2002, así es como se convirtió en Princesa de los Países Bajos. Pero no se adaptó a todo lo que le pidió su marido, por ejemplo, no se convirtió al protestantismo y mantuvo su religión católica por convicción propia. 

 

 

Actualmente es madre de tres hermosas niñas, Catharina-Amalia, de nueve años; Alexia, de siete; y la más pequeña Ariane, de casi seis años.

 
Máxima no sólo se dedica a su vida familiar, al contrario, está muy involucrada en asuntos financieros tanto de su país como internacionales. Lo más importante en su agenda es la inclusión financiera para reducir la pobreza y apoyar a los pequeños empresarios con créditos, de hecho, en 2009 fue nombrada por el Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, como Abogada Especial para la Financiación para el Desarrollo Inclusivo.

 

De hecho, desde octubre de 2004 es miembro del Consejo de Estado (el organismo gubernamental de asesoramiento más importante) y además desde hace muchos años representa a la Casa Real en actos oficiales y ha acompañado a la reina Beatriz en varias visitas de Estado, como la que realizó a México en 2009.

 

También se interesa por la educación de los niños y jóvenes, preside la Junta de Síndicos de la Cátedra Príncipe Claus de la Universidad de Utrecht y el Instituto de Estudios Sociales de La Haya, con lo que promueve la formación y la investigación, por mencionar algunas de sus actividades.

 

 

MÁXIMA
Su estilo es clásico pero nunca aburrido. (Foto: AP)

 

El estilo de Máxima

 

Los looks de Máxima siempre han llamado la atención por ser elegantes pero jamás aburridos. La todavía Princesa sabe que los colores neutros le van mejor, entre sus favoritos están el nude, palo de rosa, beige y marfil. Toda la paleta de colores claros le va bien por su color de piel y de pelo. Sabe aprovechar su altura y usa de vez en cuando pantalones anchos de seda con blazer del mismo color. Sus marcas favoritas son Natan y Valentino.



Eso no significa que a Máxima le de miedo experimentar. La madre de tres pequeñas –una de ellas, Catalina-Amalia, es heredera al trono- también ha usado colores brillantes y estampados. El rosa mexicano, rojo, coral y otras tonalidades llamativas han sido sus preferidas.

 

Máxima de Holanda
Máxima tiene una personalidad que gusta a los holandeses. Aquí con su familia completa. (Foto: Getty Images)

 

Su personalidad, definitivamente, es lo que más le gusta a los holandeses. La alegría que irradia esta mujer nacida en Buenos Aires es perceptible, así como el amor que le tiene a sus hijas y su esposo. Incluso se le ha visto animada apoyando a los equipos holandeses en distintas contiendas deportivas.



En su boda fue elegante y clásica. Hoy su vestido, diseñado por Valentino, se encuentra expuesto en el Palacio de Het Loo y es considerado uno de los más bellos de los últimos tiempos.