12 maneras en las que tu celular está arruinando tu salud

El uso del móvil es cada vez más imprescindible, a tal grado que si no lo tenemos con nosotros nos sentimos incompletos pero, ¿qué es lo que no aporta para tu bienestar?
El uso del móvil es cada vez más imprescindible, a tal grado que si no lo tenemos con nosotros nos sentimos incompletos pero, ¿qué es lo que no aporta para tu bienestar?
 El uso del móvil es cada vez más imprescindible, a tal grado que si no lo tenemos con nosotros nos sentimos incompletos pero, ¿qué es lo que no aporta para tu bienestar?  (Foto: Getty Images)

1. Provoca tensión en tus ojos

Si bien pasas más de un par de horas mirando tu teléfono (o alternándolo con la computadora), tienes el riesgo de que se te sequen los ojos debido a la falta de pestañeo, lo cual provoca dolores de cabeza, vista borrosa o cansada; especialmente si tienes problemas de la vista sin tratar.

De acuerdo a la American Optometric Association, la diferencia de leer una página impresa, es más difícil para tus ojos concentrarse en una pantalla porque las letras no tienen la misma forma, hay menos contraste y hasta cierto punto luchas contra el brillo y reflejo.

Una de las posibles soluciones es mirar a otro lado cada 20 minutos. Esto ayuda a que tengas un pestañeo frecuente.

2. Te puede hacer sentir deprimido

No es novedad que el uso constante de las redes sociales puede desarrollar cierta depresión en ti debido a que genera envidia y deseo por lo que el otro tiene. Esto es todavía más factible con el uso del celular, ya que permite un fácil acceso a este tipo de social media.

“Estar bombardeado por imágenes de todos viéndose felices y exitosos trae como consecuencia comparaciones poco adecuadas y decrementos en la autoestima”, informa Debra Kissen, doctora y directora en el Light on Anxiety Treatment Center en Chicago.


El hecho de revisar constantemente tus redes sociales, puede generar que te deprimas por ver que otros son felices, así como el FOMO o miedo a perderte de algo.
 El hecho de revisar constantemente tus redes sociales, puede generar que te deprimas por ver que otros son felices, así como el FOMO o miedo a perderte de algo.  (Foto: Getty Images)

3. Puede desatar que padezcas de Nomofobia

O también conocida como el miedo extremo de salir de casa sin tu celular, pues el hecho de usar este aparato te da una sensación de seguridad.

Para superar este miedo, es importante irlo dejando poco a poco de usar meramente para lo necesario, pues actualmente para las cuestiones de trabajo es imprescindible su uso.

4. Puedes desarrollar el síndrome del “teléfono vibrador fantasma”

¿Te ha pasado que a veces sientes que suena o vibra tu celular, lo revisas y en realidad tienes cero llamadas y mensajes? Esto podría ser un indicio de que estás sufriendo del síndrome en el que crees que tu móvil está sonando todo el tiempo, lo cual hace que en constantes ocasiones lo revises, llegando a afectar tu desempeño diario.

5. Puede afectar tu memoria

Debido a que el celular hace tu vida más simple, ya no es necesario que memorices datos -como los números de teléfono- que puedes tener al alcance de tu mano.

Cuando paras de memorizar hechos o figuras, tu memoria se puede oxidar, y aunque esto no es algo que tenga un daño permanente, es bueno aprender algunas cosas porque… como todo, la batería de tu cel se puede agotar.


Además de afectar tu memoria, el uso del celular disminye tus habilidades para socializar.
 Además de afectar tu memoria, el uso del celular disminye tus habilidades para socializar.  (Foto: Getty Images)

7. Puede desatar que sufras de FOMO (Fear Of Missing Out)

Tu móvil te conecta con todas las cosas cool que los demás están haciendo (además de usar sus celulares para compartir la diversión). Por ver todo esto tan increíble puedes sentir miedo de perderte algo importante que hayan publicado tus amigos en sus redes sociales.

8. Puede hacerte subir de peso

Es sentido común: Los teléfonos son distracciones, particularmente a la hora de la comida. Esto pasa cuando estás scrolleando a través de tu Facebook, Instagram o Twitter, y comes al mismo tiempo. Con esto pierdes la noción de cuánta cantidad de comida entra a tu cuerpo, provocando que comas más de lo que requieres y con ello, subir de peso más adelante.


El hecho de estar revisando tu celular antes de dormir, genera que el sueño se te vaya o en su defecto puede hacer que te despiertes a mitad de la noche por alguna notificación.
 El hecho de estar revisando tu celular antes de dormir, genera que el sueño se te vaya o en su defecto puede hacer que te despiertes a mitad de la noche por alguna notificación.  (Foto: Getty Images)

9. Interfiere con tus horas de sueño

Si eres parte de ese 95 por ciento de personas que usan algún tipo de aparato electrónico antes de irse a dormir, la luz azul artificial podría suprimir las hormonas que promueven el sueño, lo cual hacen más difícil irse a la cama.

Asimismo la vibración de tu celular, la luz o sonido como notificación de un mensaje, tiende a despertarte una vez que ya estás profundamente dormido, cuestión que es todavía más insana, además de que mensajes a la mitad de la noche es como... really?


El hecho de tocar tanto tu celular, hace que al momento de que toque tu cara se generen erupciones en la piel.
 El hecho de tocar tanto tu celular, hace que al momento de que toque tu cara se generen erupciones en la piel.  (Foto: Getty Images)

10. Genera erupciones en la piel

No es novedad que el celular contiene más bacterias que si no te lavaras las manos en días. El constante "dedeo" a tu teléfono con las manos sucias hace de tu aparato algo poco sanitario. Cuando sostienes tu cel y lo acercas a tu oído, puedes llegar a depositar bacterias a tu cara, lo cual genera erupciones en la piel mejor conocidas como granitos o barros.


El hecho de encorvarte puede generar problemas de dolor de espalda, cuello e incluso problemas en la columna vertebral.
 El hecho de encorvarte puede generar problemas de dolor de espalda, cuello e incluso problemas en la columna vertebral.  (Foto: Getty Images)

11. Te puede causar dolor en el cuello y espalda

Un par de horas encorvándote para ver tu celular puede desatar una sensación de cansancio que al mismo tiempo se convierte en dolor de espalda, cuello y hombros.

Estirarse echando tu espalda hacia atrás y luego adelante puede ayudar, así como la postura correcta: asegúrate de que tus orejas estén alineadas con tus hombros y tus hombros hagan simetría con tu espalda recta, especialmente si estás viendo tu teléfono.

En vez de que te encorves, baja tus ojos y levanta tus brazos para traer la pantalla del cel hacia ti, pues si continúas tomando una postura más cómoda -como jorobarse- el peso de tu cabeza tiende a aumentar, generando más peso que tu columna vertebral puede soportar. Al final, puede dañarla a tal grado que el dolor se vuelve algo crónico.

12. Aumenta la posibilidad de sufrir accidentes

No es novedad, e incluso el nuevo Reglamento de Tránsito lo impone. Ir con el celular mientras manejas es malo, no solo porque te distrae de lo que estás haciendo -manejar-, sino porque pueden haber algunas situaciones en las que necesites improvisar (como evadir al transporte público o al peatón que se atraviesa), y tu cerebro no alcanza a reaccionar de la forma apropiada.

Pero OJO, los accidentes no solo se dan con los automovilistas, también con las personas que caminan en un día random por la ciudad, pues a veces van tan ensimismados en su celular, que a la hora de cruzar la calle no se dan cuenta y pueden caerse, chocar o incluso ser atropellados.

Newsletter
Ahora ve
No te pierdas